Los alumnos de la Escuela Taller reciben formación sobre fábricas de albañilería

Una de las clases./
Una de las clases.

Una vez que finalicen su aprendizaje trabajarán en la revalorización de la plaza de toros

ALBERTO ROMÁNÚbeda

Los quince alumnos seleccionados para la Escuela Taller puesta en marcha en Úbeda ya han comenzado la formación correspondiente al segundo certificado de profesionalidad, bajo el nombre de 'Fábricas de albañilería', perteneciente a la familia profesional 'Edificación y obra civil', con nivel de cualificación profesional 2. Gracias a ello aprenderán a elaborar pastas, morteros, adhesivos y hormigones, construir fábricas para revestir y fábricas vistas y organizar trabajos de albañilería.

Las clases prácticas se llevan a cabo en dependencias municipales del polígono de La Alberquilla, donde disponen de todo el material necesario. La competencia general a desarrollar con este nuevo certificado será organizar y realizar obras de fábrica de albañilería de ladrillo, bloque y piedra.

Esta Escuela Taller tendrá una duración de un año que estará divido en dos fases, una formativa y otra de trabajo en alternancia. En el primer periodo el alumnado recibirá una formación profesional para el empleo adecuada a la ocupación a desempeñar, según el plan formativo que se adopta de los certificados de profesionalidad correspondientes. Seguidamente, en la segunda fase, los beneficiarios completarán su instrucción en alternancia con el trabajo y la práctica profesional. Se formarán así en un oficio a la vez que intervienen en un espacio público de la ciudad. Su contrato es en modalidad de formación y aprendizaje.

La Escuela Taller es una acción impulsada por la Junta de Andalucía y solicitada por el Ayuntamiento que cuenta con quince alumnos y personal directivo (directora, administrativa, monitor de albañilería y monitor de riesgos laborales).

Las especialidades formativas que se plantean en esta Escuela Taller son tres: operaciones auxiliares de albañilería de fábricas y cubiertas, fábricas de albañilería y pavimentos y albañilería de urbanización. En el proyecto incluido para esta convocatoria se planteó la revalorización de la plaza de toros, mejorando, por un lado, la percepción y conservación de sus bondades arquitectónicas, recuperando su identidad tanto histórica como cultural y, por otro lado, su funcionalidad.

Este proyecto se verá apoyado y reforzado por los Servicios de Mantenimiento del Ayuntamiento de Úbeda, con el objetivo de que la intervención sea más amplia.

La puesta en marcha de esta escuela era muy esperada, tanto por el alumnado como por la administración local. «Se trata de una oportunidad importante, porque los alumnos se incorporan a las posibilidades de una formación más completa y la capacitación laboral, aunque, sobre todo, se intenta motivarlos para que vean más allá de este año», dijo en su día la alcaldesa, Antonia Olivares, añadiendo que «tienen que ver las posibilidades de futuro que la Escuela Taller les abre».

Olivares reafirmó que Úbeda ya fue pionera hace muchos años gracias al programa de las Escuelas Taller, que «fue importante hasta en el camino que recorrimos para ser ciudad Patrimonio de la Humanidad junto a Baeza». Tras varios años sin esta acción formativa, reconoció la alcaldesa, resulta muy positivo que Úbeda la recupere. «Esperamos que se desarrolle al cien por cien y se cumplan todos los objetivos, sobre todo que el alumnado se forme y encuentre trabajo», finalizó.

Temas

Úbeda
 

Fotos

Vídeos