Apuesta por la promoción y revalorización del aceite de oliva virgen extra

Recogida de muestras en Cortijo Spíritu Santo./
Recogida de muestras en Cortijo Spíritu Santo.

La subdelegada del Gobierno presenció la recogida de muestras con las que Cortijo Spíritu Santo se presenta al premio al mejor aceite que convoca anualmente el Ministerio de Agricultura

Alberto Román
ALBERTO ROMÁNÚbeda

La subdelegada del Gobierno, Francisca Molina, visitó las instalaciones de la empresa oleícola Cortijo Spíritu Santo situadas en la localidad de Úbeda donde presenció la recogida de muestras de aceite con las que esta firma familiar se va a presentar al Premio al Mejor Aceite de Oliva Virgen Extra, que convoca anualmente el Ministerio de Agricultura dentro del certamen Alimentos de España.

Molina informó que a la convocatoria de la campaña 2017-2018 «han concurrido nueve almazaras jiennenses, de las cuales ocho son fabricantes privados y solo una es sociedad cooperativa». En este sentido, la subdelegada agradeció a Spíritu Santo su participación así como su buen hacer y su continuo esfuerzo en la innovación que están desarrollando de cara al cultivo de la aceituna, siendo pioneros en diversas actividades entre las que destaca su apuesta por el oleoturismo.

Este premio impulsado por el Gobierno de España tiene como objetivo contribuir a revalorizar los aceites de oliva virgen españoles de mayor calidad y estimular a los productores a elaborar y comercializar aceites de calidad, así como promover la imagen y posición del mercado de aceite de oliva y su promoción externa.

La resolución del premio tendrá lugar en el mes de marzo y la toma de muestras «consiste en comprobar que el aceite es de la campaña 2017-2018, comprobar que hay 20.000 kilogramos del aceite presentado, precintar el depósito de donde se ha tomado la muestra, cumplimentar el acta y remitir en el menor tiempo posible una muestra de tres botellines de 500 centímetros cúbicos de capacidad y dos de 250 centímetros cúbicos que son enviados a la Subdirección General de Promoción Alimentaria dependiente del Ministerio de Agricultura».

La subdelegada apuntó que este certamen reconoce distintas categorías de aceite, entre las que se encuentran los frutados verdes amargos, frutados verdes dulces o frutados maduros, y añadió que «entre estos se premia al mejor aceite de oliva virgen extra de la campaña actual».

Muchos de los aceites galardonados a lo largo de los años son productos de la provincia como Castillo de Canena, ganador de la categoría frutados verdes amargos u Oro Bailén en la categoría de frutados verdes dulces, ambos de la convocatoria 2015-2016. Además, Nuestra Señora de los Remedios de Jimena fue también galardonado como frutado verdes dulces en 2012, misma categoría que Melgarejo en la campaña 2009-2010 junto a Oro Bailén, aceite que logró ser premiado como mejor aceite de oliva en 2008-2009 al igual que Potosí en el año 2004-2005.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos