El Ayuntamiento destacó la imborrable huella dejada por Jesús Mendoza Negrillo

El Ayuntamiento destacó la imborrable huella dejada por Jesús Mendoza Negrillo
  • El alcalde de Úbeda, José Robles, mostró su «más profundo pesar» por el fallecimiento del sacerdote jesuita Jesús Mendoza Negrillo, quien fuera reconocido en diciembre de 2006 con el título de Hijo Adoptivo de Úbeda por su continua labor solidaria y su permanente espíritu de trabajo, de colaboración y de servicio, íntimamente ligados a la institución de enseñanza SAFA de Úbeda durante más de 40 años.

Murió en la noche del pasado sábado en Málaga y la noticia se recibió en la localidad ubetense entre una gran consternación, pues era una persona muy querida.

Robles destacó los valores por los que le fue concedido el reconocimiento «y que ahora, tras su fallecimiento, se hacen aún más palpables por las continuas muestras de pésame recibidas».

Valores como la «imborrable huella dejada en la ciudad, sus profundas virtudes humanas e intelectuales, siendo un referente moral, espiritual y social para decenas de ubetenses de todas las edades».

Funeral en Úbeda

La comunidad de jesuitas y la comunidad educativa del centro SAFA en Úbeda han anunciado la celebración de una misa funeral en Úbeda. Se celebrará mañana jueves, día 22 de marzo, a las ocho de la tarde en la parroquia de San Juan Bautista, situada en la avenida de Cristo Rey.

Ante la muerte de Jesús Mendoza, en la fachada principal de SAFA Úbeda la bandera ondea a media asta en estos días. Además, en el patio central se ha colocado un cuadro del querido jesuita que fue pintado por María del Carmen Orzáez Ruiz, una antigua alumna de Magisterio.