Primera toma de contacto entre los cinco alcaldes pedáneos y la alcaldesa de Úbeda

Primera toma de contacto entre los cinco alcaldes pedáneos y la alcaldesa de Úbeda
  • Las pedanías se sacuden el peso de la autocracia. Este podría ser el rumbo que predicen tanto sus jornadas electorales como la primera toma de contacto que la alcaldesa, Antonia Olivares, junto a la concejal de Participación Ciudadana, Magdalena Urrutia, mantuvieron en la mañana de ayer con los representantes sacados de las urnas: Francisco Javier Moreno Rodríguez (El Donadio), Antonio Expósito Crespo (Santa Eulalia), Elisa Fernández Pérez (San Miguel), Domingo Gómez Linares (Solana de Torralba) y Antonio Rodríguez Fernández (Veracruz).

Olivares reconoció estar muy satisfecha de haber cumplido con este compromiso electoral, tema muy demandado por los propios vecinos de las pedanías, que busca abrir sin rémora un hilo de comunicación efectivo. Así, incidiendo en el proceso, la alcaldesa recordó el carácter abierto de estas elecciones, en las que todo aquel que quiso concurrir lo pudo hacer mediante una solicitud previa. Hasta siete candidatos llegaron a postularse en alguno de los casos.

No querían una elección a dedo. Al rebufo de esta máxima desprovista de grandilocuencia expresaba Olivares la necesidad de convertir el ejercicio electoral en una normalidad sin contrapeso, que no esté viciada por el capricho del partido político de turno que gobierne en la ciudad de Úbeda. "Creemos en el acto democrático", apuntó.

Responsabilidades

En cuanto a la responsabilidad que ahora salpica a los alcaldes pedáneos, ésta pasa por asumir un rol que vehicule y amplifique la voz de la ciudadanía en la administración local, amén de ejecutar una coordinación perfecta con la plana de concejales que integran el nuevo equipo de gobierno. "Eso hará que conozcamos directamente las necesidades de cada pedanía y las prioridades de las mismas. A veces los gobernantes partimos de la buena voluntad, pero no siempre acertamos con el tipo de inversión que se realiza", matizó Olivares.

Por otro lado, los recién elegidos como representantes de la alcaldesa coincidieron en estrenar su turno de palabra expresando la necesidad que apremia, es decir, la del arreglo de carreteras, el acondicionamiento de espacios públicos y, evidentemente, la irrupción de medidas que impulsen el empleo. Y precisamente en este último punto fijaba la atención la primer edil, que concluyó el encuentro comprometiéndose a " trabajar para establecer mecanismos que hagan que se genere empleo, no sólo desde el ayuntamiento, sino desde las empresas privadas, en la medida de nuestras posibilidades".