Alba Molina hizo suyo el repertorio de Lole y Manuel

Un momento del concierto./ROMÁN
Un momento del concierto. / ROMÁN

La artista homenajeó a sus padres en el marco de la segunda edición del Festival Flamencos y Mestizos

ALBERTO ROMÁNÚbeda

El mítico repertorio de Lole y Manuel, que dio contenido al que quizá sea el capítulo más poético de la historia del flamenco, cobró vida anoche en el Teatro Ideal Cinema por voz de Alba Molina, la hija de la pareja, que junto al guitarrista Joselito Acedo viene rememorando canciones y modos que marcaron una época. La artista lo hace por justicia, porque el público lo necesitaba, porque es su herencia y sus padres lo merecen, pero, sobre todo, porque se lo pide el cuerpo. Y quienes añoran la unión de aquella voz y aquella guitarra, se lo agradecen.

Así ocurrió anoche en Úbeda, en el marco de la segunda edición del Festival Flamencos y Mestizos, donde los aplausos arroparon a Alba Molina durante este ejercicio de echar la vista atrás aunque con la mirada al frente. Una mirada, la de la artista, que dice tanto como su voz. Y aunque un constipado mermó la capacidad de su garganta, pudo suplirlo con grandes dosis de emoción.

Temas como 'Tu mirá', 'Al Mutamid', 'Romero verde', 'Dime', 'Nuevo día' o 'Todo es de color' pusieron el vello de punta a más de uno, recordando aquellos tiempos en los que fueron vanguardia y se adelantaron a tantas cosas, abriendo senderos que luego fueron caminos que muchos otros recorrieron.

Tras quince años en el mundo de la música, participando en varios proyectos, como Las Niñas, y experimentando con otros estilos muy distintos al flamenco, como el pop, el funk o el rap, Alba Molina decidió tirar de raíces y trabajar con el material de su familia, aún vigente, llevándoselo a su terreno. La muerte de su padre, Manuel Molina, fue el punto de inflexión, el momento en el que sintió la necesidad de recordarle, de recuperar su legado.

De esta forma, tras publicar 'Alba canta a Lole y Manuel', con canciones de la pareja, dio forma a 'Caminando con Manuel', centrado en el repertorio de su padre. De ambos trabajos dio buena cuenta anoche, recibiendo la réplica de Joselito Acedo a las seis cuerdas, completamente a la altura de las circunstancias. La magia de Lole y Manuel volvió así a ser realidad.

Concurso

Antes del concierto subió al escenario el grupo Cuatro Gatas, integrado por cuatro bailarinas de diferentes localidades jiennenses, para participar en la segunda edición del Concurso Flamencos y Mestizos, que este año se dedica especialmente al baile y para el que hay seis propuestas finalistas que el público y el jurado podrán disfrutar al inicio de seis de los conciertos programados. Las bases retan a los participantes a crear una coreografía para el tema 'Úbeda en el corazón', compuesto por el director del festival, el ubetense Paco Ortega, como sintonía del nuevo vídeo promocional de la ciudad. Y se les pide que relacionen el baile flamenco con la danza contemporánea. La coreografía de anoche lo consiguió con mucha sensibilidad.

Dentro de la programación del festival, hoy sábado, a las nueve de la noche, será el turno de la bailaora Selene Muñoz, también en el Ideal Cinema, quien destaca por su forma de sentir y transmitir el flamenco, con aires frescos y renovadores. Y mañana domingo, a las doce y media de la tarde, sobre el mismo escenario se podrá disfrutar de 'Catalina mía', la última propuesta de danza de la ubetense Carmen Muñoz.