Una de las bandas participantes. / ROMÁN

Buen ambiente durante el Certamen de Bandas de Cabecera y Trompeteros

Ocho formaciones dieron muestra de los sonidos más tradicionales de la Semana Santa ubetense

ALBERTO ROMÁN Úbeda

Hay ganas de Semana Santa. Y ayer quedó demostrado una vez más durante la undécima edición del Certamen de Bandas de Cabecera y Trompeteros que se desarrolló por la tarde en la monumental plaza Vázquez de Molina, este año organizado por la cofradía de Jesús Nazareno con la colaboración del Ayuntamiento. Una cita que se tenía que haber desarrollado el pasado fin de semana y que por las malas previsiones meteorológicas tuvo que ser aplazada. Debido a este cambio de planes, tres de las formaciones finalmente no pudieron participar, por lo que se contó con un total de ocho.

Todas ellas dieron muestra de los sonidos más tradicionales de la Semana Santa ubetense, reuniendo a cientos de personas que disfrutaron de los típicos toques de tambores y trompetas, rememorando años pasados y deseando que las procesiones vuelvan a recorrer las calles de la ciudad en los próximos días.

Se contó con las bandas del Santo Entierro, Santa Cena, Caída, Humildad, Expiración, Angustias y Resucitado, que previamente realizaron un pasacalles que partió desde la plaza de Andalucía. Además estuvieron los corros de trompeteros, entre ellos los de Jesús Nazareno. Esta última hermandad se encargó igualmente de gestionar el servicio de barra pues, como todos los años, el certamen tuvo un componente benéfico. En este caso, los fondos recaudados fueron para la Asociación Asperger TEA Jaén.