La representación se llevó a cabo en la Casa de las Torres. / ROMÁN

'Esto va de dragonas y dragones', teatro desde la diversidad, la igualdad y la verdad

Más de 60 personas de 2 a 79 años dieron vida al último montaje de la Escuela Municipal de Teatro

ALBERTO ROMÁN Úbeda

La Escuela Municipal de Teatro 'Ricardo Iniesta' de Úbeda presentó en la tarde del pasado sábado 'Esto va de dragonas y dragones', su último montaje, que se materializó en el patio de la Casa de las Torres. Un espacio monumental convertido en un gran escenario al aire libre, aunque porticado, en cuyos distintos rincones se fueron desarrollando las diferentes escenas, representadas por decenas de participantes. Y es que, fue una obra muy coral que implicó a muchas personas.

'Esto va de dragonas y dragones' es el resultado de un programa de intervención socioeducativa comunitaria a través de la animación teatral que la escuela inició en el curso 2019-2020, pero que hubo que paralizar por la pandemia. Más de 60 actores y actrices de 2 a 79 años, y más de un 80% con diversidad funcional intelectual, contaron a los numerosos asistentes una historia de respeto a la diversidad, de amor al fin y al cabo, de cuya dirección se encargó Nati Villar, quien para este proyecto utilizó como punto de partida el texto en verso 'La verdadera y singular historia de la princesa y el dragón' de José Luis Alonso de Santos.

Junto a los alumnos de la Escuela Municipal de Teatro estuvieron grupos surgidos del Centro Ocupacional, la Escuela Infantil 'Ciudad de Úbeda' y la Asociación Síndrome de Down, con los que se viene trabajando desde hace tiempo. La música correspondió a Manuel Martínez, quien puso melodía a las canciones que escribió Alonso de Santos, y el vestuario lo trabajó Cristina Garrido Jiménez con un amplio equipo de costureras. Y todo lo referente a sonido e iluminación fue responsabilidad de Tua, con Paco Vilches al frente.

Todo este amplio equipo se llevó el aplauso del público, que a su vez se llevó a casa una moraleja: otro mundo es posible si lo trabajamos todos juntos. Porque el mundo es como el teatro, y existe otra forma de hacer teatro desde la diversidad, desde la igualdad y desde la verdad.