Entrega de la distinción a Nuria Montoro. / ROMÁN

Entrega de la Medalla de Oro de Úbeda a Diego Martínez en el primer aniversario de su muerte

El emotivo acto sirvió para homenajear y recordar a quien tanto hizo por la cultura en la localidad

ALBERTO ROMÁN Úbeda

El Ayuntamiento, en nombre de todos los ubetenses, entregó anoche la Medalla de Oro de la ciudad a Diego Martínez Martínez, un reconocimiento otorgado a título póstumo a quien tanto hizo por la cultura en la ciudad. Ocurrió justo un año después de su fallecimiento, a modo de homenaje y recuerdo al gestor cultural, jefe del Negociado de Cultura del Consistorio, presidente de Amigos de la Música y director del Festival de Música y Danza, pero, sobre todo, al ubetense siempre preocupado por hacer de Úbeda una ciudad mejor, un referente a todos los niveles.

El acto tuvo lugar en el auditorio del Hospital de Santiago, escenario de decenas de conciertos y de momentos memorables que Diego Martínez hizo posibles. Allí se contó con la presencia de familiares, amigos (entre ellos sus inseparables Amigos de la Música), autoridades y representantes del tejido asociativo y cultural de la localidad, reunidos para rendir honores a un paisano que dejó huella y cuya impronta quedará en tantas actividades que se desarrollan por estos cerros.

Esta distinción fue aprobada por unanimidad en pleno tras pasar por la correspondiente comisión informativa de Cultura y Fiestas y una vez realizados los trámites pertinentes. La propuesta surgió de Alcaldía, haciendo efectivo el artículo 58 del 'Reglamento de honores y distinciones de la ciudad de Úbeda'. De todo ello dio cuenta el secretario consistorial al dar lectura al acuerdo plenario.

La encargada de hacer una semblanza de Diego Martínez, con sus méritos y logros, fue la concejala de Cultura, Elena Rodríguez, quien recordó que fue funcionario de carrera del Ayuntamiento y comenzó su andadura en el año 1982, en la secretaría general, para pasar posteriormente al negociado de Cultura y Festejos. Fue ahí, en esa sección, donde empezó a dar pinceladas de su habilidad a la hora de programar actividades culturales.

También prestó sus servicios a otras administraciones públicas, siendo gerente del Patronato de Cultura del Ayuntamiento de Jaén, época en la que creó el Festival de Otoño. Fue igualmente director del Archivo Manuel de Falla y del Festival Internacional de Música y Danza de Granada, evidenciando en todos estos sitios su valía profesional. Y en sus últimos años volvió a ocupar su puesto como jefe de la sección de Cultura del Ayuntamiento de Úbeda.

Rodríguez destacó que formó parte de la Agrupación Musical Ubetense a una edad muy temprana, de la mano del maestro Manuel Antonio Herrera Moya. Y fundó, junto a unos cuantos amigos, la Asociación Cultural Amigos de la Música, colectivo que creó el Festival de Música y Danza 'Ciudad de Úbeda', un evento de referencia nacional que sigue gozando de gran éxito. Y subrayó igualmente que el prestigio que ha alcanzado la ciudad a nivel musical tiene que ver mucho con el trabajo de fondo que realizó Diego Martínez Martínez. Un emotivo vídeo proyectado posteriormente repasó en imágenes mucho de lo manifestado, con música compuesta en su memoria por el guitarrista ubetense Miguel Ángel Moral.

Pasión por Úbeda

La Medalla de Oro la recogió su esposa, su compañera, Nuria Montoro Ruiz, visiblemente emocionada. En sus palabras de agradecimiento recordó que Diego siempre tuvo a Úbeda en su pensamiento, algo que supo transmitir a todo el que estaba a su alrededor. Tras un año tan duro como el vivido por toda la familia solo pudo añadir un sincero «gracias». La alcaldesa, Antonia Olivares, también ensalzó al profesional y a la persona, abogando por la necesidad de mantener el nivel de su labor para que Úbeda siga siendo la ciudad de excelencia que Diego Martínez imaginó y ayudó a construir.

Igualmente intervino una de las hijas del homenajeado, María Luisa Martínez Martínez, que habló de lo difícil que se hace regresar a Úbeda, donde reposan tantos recuerdos. Destacó igualmente cómo su padre transmitió su pasión por la ciudad a todos los que trataron con él, también a grandes artistas con los que trabajó y logró traer.

En una acto como este no podía faltar la música, que corrió a cargo de la Agrupación Musical Ubetense dirigida por Rafael Martínez Redondo. Interpretó 'L´Arlésienne' de Georges Bizet, obra de la que Diego Martínez interpretó el solo de flauta con la Banda Municipal de Música cuando solo contaba con 11 años de edad. También sonó el bellísimo 'Ave María' de Caccini, una pieza que le encantaba. Y finalizó el acto con el 'Himno a Úbeda' compuesto por Emilio Sánchez Plaza.

Previamente, en la iglesia de San Isidoro, tuvo lugar una misa que fue oficiada por el Deán de la Catedral de Jaén, Francisco Juan Martínez Rojas.

Un memorial, un libro y un concierto

Cuando se cumple un año de ausencia, la Asociación Amigos de la Música ha organizado la primera edición del Memorial Diego Martínez, que pretende repetir todos los años por estas fechas para recordar a quien recientemente también recibió la Medalla de Oro del colectivo a título póstumo. En esta ocasión, mañána jueves, 25 de noviembre, a las siete de la tarde y en la sala Pintor Elbo del Hospital de Santiago, tendrá lugar la presentación del libro titulado 'Diego Martínez. El hombre y la música', escrito por el musicólogo, investigador y profesor en la Universidad de Granada, Francisco J. Giménez-Rodríguez.

Este libro es un recorrido por la vida profesional de un hombre lleno de música. Se estructura en función de las ciudades y las diferentes responsabilidades desde las que ejerció su labor, de Úbeda a Úbeda, pasando por Jaén y Granada. Y deja de manifiesto la inmensa energía, creatividad e imaginación con las que Diego Martínez desarrolló su pasión, llevando casi al infinito los proyectos que realizó (Miguel Ríos en el Carlos V o Alfredo Kraus en Úbeda) y aún más los que imaginó (la Pastoral de Beethoven y la Fura dels Baus en Sierra Nevada o los Rolling Stones en Jaén). Al estudio musicológico de su trayectoria como músico y gestor cultural, se unen una serie de instantáneas en forma de escritos de personas que compartieron momentos con él, acompañados de imágenes que reflejan una dimensión personal y ofrecen una visión poliédrica del hombre y la música.

El libro ya fue presentado el pasado viernes en La Herradura (Granada), con motivo del XXXVI Certamen Internacional de Guitarra Clásica 'Andrés Segovia' en el que el ubetense estuvo muy implicado como presidente del jurado. Y además se aprovechó para descubrir el cartel y una placa que dan el nombre de Diego Martínez al auditorio del centro cívico herradureño que acoge el certamen cada año.

'El hombre y la música' también se presentó en Granada el pasado lunes, en el salón de actos de la Corrala de Santiago. Y hoy miércoles se repetirá el acto en Madrid, en la sala Manuel de Falla de la SGAE, contándose además con la presencia del cantante Miguel Ríos. Así se llegará al jueves, cuando será su puesta de largo en Úbeda. Y tras la presentación habrá un concierto que correrá a cargo del guitarrista José Luis Morillas, en el que se interpretará la obra 'Poema de la Bahía (a Diego Martínez, siempre con nosotros)' del compositor madrileño David del Puerto, encargo del Certamen Internacional de Guitarra Clásica 'Andrés Segovia' de La Herradura (Granada).

Varios momentos del acto. / ROMÁN