Inicio del proceso de licitación para las obras de la calle Corredera

La ambiciosa intervención durará unos diez meses y cuenta con un presupuesto de millón y medio de euros

ALBERTO ROMÁN

Ya está abierto el plazo de licitación para las obras de reurbanización de la calle Corredera de San Fernando, una vía que será rehabilitada integralmente gracias a la cofinanciación al 80% del Fondo Europeo de Desarrollo Regional, en el marco del Programa Operativo de Crecimiento Sostenible 2014-2020, dentro de la Estrategia de Desarrollo Urbano Integrado y Sostenible (EDUSI). El presupuesto supera el millón y medio de euros: 882.987 euros aporta la Unión Europa y 632.335 el Ayuntamiento.

Toda la información de la licitación está publicada en el perfil del contratante del portal de transparencia. Y las empresas pueden ya optar, hasta el 7 de enero, a quedarse con la licitación «de esta obra tan emblemática e importante por el eje que supone para el desarrollo de toda la ciudad, pero especialmente del centro histórico», indicó la alcaldesa de Úbeda, Antonia Olivares, quien presentó este nuevo paso en compañía de la concejala de Urbanismo y Obras, María del Carmen García, y el concejal de Comercio, Industria y Artesanía.

En el mes de julio se realizó la presentación de la reurbanización de la calle Corredera de San Fernando a los vecinos y empresarios de la zona, en una reunión celebrada en el Hospital de Santiago, como herramienta indispensable de participación ciudadana en este ambicioso proyecto. «Explicamos el proyecto y se escucharon las opiniones de los vecinos y empresarios, para introducir los cambios en la intervención», detalló.

La finalidad de esta intervención es regenerar de manera integral esta calle que supone uno eje importante del Centro Comercial Abierto. «Queremos que la Corredera se convierta en un nexo de unión entre la plaza Andalucía, el Centro del Olivar y el Mercado de Abastos, con el objetivo de potenciar el elemento cultural, gastronómico y turístico de la ciudad», puntualizó.

De esta forma, se quiere mejorar la accesibilidad y movilidad del espacio urbano alrededor de algunos edificios que conforman el patrimonio histórico y cultural de Úbeda, y a la vez promocionar los activos del turismo público bajo los estándares de la accesibilidad y sostenibilidad y crear una red de espacios patrimoniales ligados a la cultura.

La intervención es integral, en infraestructuras y en la parte superficial de la vía, para que quede equipada en cuanto a redes de abastecimiento de agua, saneamiento, alumbrado público, suministro eléctrico, fibra óptica o gas. Y la superficie de la calle se resolverá en plataforma única con acerados.

Además, se reutilizarán las losas de piedra, diseñando la pavimentación de las zonas más emblemáticas. En los acerados se utilizarán losas de piedra arenisca para favorecer la movilidad y en la zona de tráfico rodado se implantará adoquín.

En cuanto al proyecto, ha sido realizado por el área de Urbanismo del Ayuntamiento de Úbeda y pasó por la Comisión Técnica Municipal de Patrimonio Histórico, donde se revisó que fuera una intervención totalmente respetuosa con los antecedentes históricos del entorno.

Sobre la duración de las obras, se estima en diez meses. Y previamente se informará sobre las etapas, modificación del tráfico, etcétera, con la intención de minimizar las molestias.

Olivares adelantó que durante las obras la parada de taxis se trasladará a la calle Rastro y luego volverá a su sitio original. En cuanto al monumento con el relieve del cronista Alfredo Cazabán, ocupará un sitio con más realce. «En ese tapiz que está en la Casa de la Tercia y el arco que da a la calle Ventanas estará lo que hemos denominado el jardín de los cronistas, donde irá el relieve del cronista Alfredo Cazabán y se crearán otros similares del resto de cronistas que ha tenido Úbeda hasta el momento», señaló. La idea es que estos ilustres de la historia ubetense tengan su lugar en la ciudad, como «reconocimiento y conocimiento para la ciudadanía».

Por otro lado y como ya se presentó en su día, en la parte lateral de la iglesia de la Trinidad, donde actualmente está Alfredo Cazabán, se ubicará el monumento a la Semana Santa.