Uno de los animales abatidos.

Investigan a cuatro vecinos de Úbeda por caza furtiva

Estaban aprovechando la apertura de la modalidad de media veda para abatir especies de caza mayor en el Parque Natural de Cazorla, Segura y Las Villas

EUROPA PRESS Úbeda

La Guardia Civil, en el marco de los servicios establecidos para evitar el furtivismo en la provincia de Jaén, está investigando en diligencias judiciales a cuatro vecinos de Úbeda, de 31, 32, 36 y 45 años, acusados de caza furtiva en el Parque Natural de Cazorla, Segura y Las Villas.

Los investigadores tuvieron conocimiento de que algunos socios de cotos estaban aprovechando la apertura de la modalidad de media veda para abatir especies de caza mayor, extremo que está prohibido. Tras dos semanas de seguimiento a las personas sospechosas de esta actividad ilícita, fueron localizadas en las proximidades de los parajes de Las Morras de San Antonio y Los Vallejos, terrenos enclavados en el Parque Natural de Cazorla, Segura y las Villas.

Los agentes comprobaron que estaban cazando de manera coordinada, formando parejas, apreciándose que iban practicando la modalidad conocida como caza en mano, llegando a realizar varios disparos hasta llegar a abatir a un ciervo macho y una cierva hembra joven.

Una vez decidieron abandonar el lugar de los hechos en un vehículo todoterreno, fueron interceptados por el Seprona. En el interior del vehículo en el que viajaban, los agentes localizaron una bolsa con la carne y la cabeza del ciervo al que habían dado muerte, así como cuatro escopetas y munición individualizada de cartucho bala, empleada para la caza mayor.

Las diligencias han sido remitidas a la autoridad judicial y a la Fiscalía de Medio Ambiente, así como a la Delegación Territorial de Desarrollo Sostenible.