Empiezan a entoldar el Real después de hacerlo en la calle Mesones

Empiezan a entoldar el Real después de hacerlo en la calle Mesones
  • Una vez que se terminó de entoldar la calle Mesones, continúan los trabajos en la calle Real al objeto de generar zonas de sombra y hacer más agradable el paseo durante el periodo estival, sobre todo a horas en las que los efectos del sol directo sobre el asfalto son más fuertes.

Se trata de una iniciativa de la Asociación Local de Comercio, Industria y Servicios (Alciser) de Úbeda para estas dos calles ubetenses. La intención es favorecer al sector comercial y hostelero buscando la mayor comodidad posible de los clientes potenciales en días en los que las temperaturas son bastante elevadas.

Por ello, en un principio se ha pensado en colocar los toldos en dos calles en las que hay numerosas tiendas y establecimientos de hostelería con terrazas, como es el caso de Real y Mesones. Y si la experiencia es positiva, para próximos veranos se pensará en la forma de aumentar estos espacios de sombra, haciéndolo desde principios de julio, pues este año se ha empezado algo tarde.

Para poner en marcha esta novedosa iniciativa, que en otras localidades ha funcionado muy bien, desde la gerencia de Alciser se pidió la autorización correspondiente al área municipal de Urbanismo del Ayuntamiento de Úbeda, obteniéndose una respuesta afirmativa. Y además se definió el material necesario, calculándose el uso de unas 80 lonas de gran tamaño.

Para entoldar las calles Mesones y Real se dispone de una ayuda a modo de cofinanciación que ha sido concedida por la Consejería de Turismo, Comercio y Deporte de la Junta de Andalucía.

Centro Comercial Abierto

El presidente de Alciser, Bartolomé González, manifestó en su día que esta propuesta se enmarca dentro de las acciones planteadas por el colectivo empresarial ubetense tras la concesión a la ciudad por parte de la Junta del nombramiento oficial como Centro Comercial Abierto, siendo Úbeda el primer municipio de la provincia que lo ha conseguido. «Queremos que algunas calles sean más cómodas para los ciudadanos y beneficiar así a sectores como el comercial, hostelero y de servicios», declaró González, recordando lo positivo de esta experiencia en otras ciudades.