Asistentes a la presentación.

Restaurada la capilla de la cuesta del Losal tras sufrir importantes destrozos

Se ha mejorado la seguridad de este pequeño y recóndito espacio, sustituyendo la antigua protección y puerta de madera por una nueva reja de forja

ALBERTO ROMÁN Úbeda

La Capilla de la Soledad, ubicada en la cuesta del Losal, está por fin restaurada después de haber sido objeto de actos vandálicos y saqueos en varias ocasiones. Además, se ha mejorado la seguridad de este pequeño y recóndito espacio, sustituyendo la antigua protección y puerta de madera por una nueva reja de forja, con lo cual se evitarán nuevos daños y robos.

El resultado de la intervención se presentó en las últimas horas con la visita de la alcaldesa de Úbeda, Antonia Olivares, y el concejal de Mantenimiento de Infraestructuras, Jerónimo García, quienes estuvieron acompañados por representantes del colectivo Caballeros Veinticuatro, el hermano mayor de la cofradía de la Soledad, Juan Moreno, y al arcipreste Antonio Vela.

La regidora local recordó que durante la pandemia esta capilla había sufrido graves daños a consecuencia de unos actos vandálicos, hecho por el que el colectivo Caballeros Veinticuatro se puso en contacto con el Consistorio para ver la posibilidad de que éste se hiciera cargo de los arreglos. «Nosotros les dijimos que estábamos a su disposición y que íbamos a empezar a trabajar con las áreas de Mantenimiento y Urbanismo para ver las posibilidades», señaló.

Así bien, el jefe del servicio de Urbanismo se puso con el diseño de la reja y supervisó todo el procedimiento administrativo necesario, al tratarse de una intervención en el centro histórico. Una vez que se superó ese proceso, se encargó la realización de la reja a los hermanos Tiznajo, artesanos ubetenses que han realizado una gran labor haciendo realidad el diseño que se había elaborado.

Por otro lado, se detectó que el cuadro o lienzo situado en la capilla no podía seguir manteniéndose a la intemperie y en su lugar se ha colocado una litografía. Caballeros Veinticuatro decidió donar este cuadro a la cofradía de la Soledad para su guarda y custodia, puesto que es una imagen de la titular de esta hermandad, de la escuela del siglo XVII. La administración local adquirió el compromiso de ayudar en la restauración o consolidación del lienzo, que hasta la fecha se encontraba en esta emblemática capilla y que ahora vela por él la cofradía sanmillanera.

La alcaldesa aprovechó la ocasión para hacer un llamamiento a la ciudadanía, con la intención de que se respete el patrimonio de la ciudad. «Tenemos que protegerla y cuidarla, porque al final estamos mejorando el entorno de la ciudad, por los y las ubetenses y por el turismo que nos visita, para que vea que Úbeda es una ciudad cuidada», indicó.

Para finalizar, la regidora tuvo unas palabras de reconocimiento y cariño hacia Juan Barranco y su familia, vecinos del lugar, por cuidar esta capilla y por su ímpetu a la hora de impulsar la rehabilitación de la misma, tras los actos vandálicos, a través de Caballeros Veinticuatro. «Quiero agradecerle el cuidado, estudio y manutención, además de ese empeño en que lo que hoy presentamos sea una realidad», apostilló.

La pintura que será restaurada, cerrojo de la nueva reja y bendición de la capilla.

Temas

Úbeda